22 ¿Qué es el Verbo?

  Gran parte de la exégesis en algunos de los planteamientos doctrinales cristianos, se origina de la interpretación de lo que es el Verbo. De ahí viene que las consecuencias son variadas tanto en unos como en otros. Pues la creencia en la existencia de dos naturalezas, siendo la naturaleza Divina de DIOS que cohabita de forma exclusiva en una naturaleza humana, deviene precisamente de la interpretación errónea del Verbo. Pues DIOS como la Esencia de la Potencia, científicamente hablando, no puede cohabitar de forma directa en un cuerpo físico porque lo desintegraría: Otra cosa es la Voluntad de DIOS, manifestada en Jesús, que por tener este un grado de Luz alcanzado, pudiera verificarla.

   Veamos: Juan 1:1 “En el principio era el Verbo, y el Verbo era con DIOS, y el Verbo era DIOS”. Aquí nos habla de DIOS mismo en su origen como Principio sin Principio, antes de la manifestación del Principio de la creación. Significando el Verbo la Voluntad de DIOS para manifestar la creación. O sea, la Voluntad de DIOS era con DIOS para cubrir la necesidad de la creación como expresión de SU propio Amor, para dar comienzo a la creación Cósmica Universal. Por eso dice que el Verbo era cony, DIOS, por ser SU Propia Voluntad.

   Ahora bien: “Y aquel Verbo fue hecho carne, y habitó entre nosotros…” significa que la Voluntad de DIOS fue manifestada a través del hijo, y no porque el hijo fuera el mismo DIOS sino a semejanza de su LUZ. Y como su hijo vino con grado de Luz alcanzada, pudo manifestar la Voluntad del Padre. Por eso dice que el Verbo se hizo carne. Y todas las demás alusiones a este respecto, se refieren a la Voluntad del Padre manifestada a través del hijo. Pues, cuando se dice que “en Principio era el Verbo”, se refiere a la Voluntad de DIOS como Principio sin Principio, que tuvo necesidad de manifestar su interno Amor a externo. Mas para ello, tuvo que dualizarse en sí mismo, formando dos Polos como Principio de Creación, siendo uno de ellos la manifestación de SU Potencia de LUZ Divina en un Gran SOL Casa Paterna, que es la semejanza de SU propio Amor. Y adonde van todos sus hijos una vez han realizado su naturaleza, por la dotación de semejanza que es el Alma. Y el otro Polo, de donde derivan las esencias para las formas de vida en lo diverso creado. Manteniendo SU Esencia increada, neutra e indiferenciada, como el poder interno de toda vida. Por lo que podemos vislumbrar dentro de SU Unidad de Vida, Tres en Uno.

   Luego, para el investigar sobre el aspecto trinitario del Creador, primeramente hay que despojarse de todo sentido antropomórfico, pues habida cuenta, de que todas las manifestaciones bíblicas en cuanto al Creador se refiere, no son nada más que manifestaciones, (en todo caso de que el texto no se haya modificado), propias del Espíritu de Verdad, pero no directamdente del Padre, aunque así se hizo creer para dale una veracidad más preponderante, puesto que el Padre no necesita efectuar tales manifestaciones directamente a sus hijos, pues son sus hijos de Luz alcanzada, llámesele Elohim o Ángeles, que como Espíritus de Verdad, en acción caritativa hacia el humano, los que se encargan de dar todas las manifestaciones a sus mensajeros o profetas del momento.

Iostako Maraltrix