Continuando: La semilla como semejanza

 1ª Corintios 15:50 Esto empero digo, hermanos: que la carne y la sangre no pueden heredar el reino de Dios; ni la corrupción hereda la incorrupción. 42 Así también es la resurrección de los muertos. Se siembra en corrupción, se levantará en incorrupción. 34 Velad debidamente, y no pequéis; porque algunos no conocen a Dios: para vergüenza vuestra hablo, ya que conforme uno se va levantando de lo incorrupto, le va desapareciendo por completo lo que es el misterio de la Santísima Trinidad, por ir viendo que el Padre, nos deja bien visible todo SU estado de creación en el gran Universo, para que pueda ser comprobado al igual que EL, visto también, en cualquiera de una de las semillas que uno más a mano tenga, cual se ve que una vez es sembrada, se pudre, y en cambio de su interno va saliendo con vida a la superficie con mucha vitalidad, por la Esencia y materia de Esencia en su esencia de Materia al ser internada en la tierra, y que a su debido tiempo da su fruto, que es cuando está en su estado de madurez y el mismo se desprende dando sus vitalidades para quien las sembró: En este caso lo comprenderéis más claramente si ahora os situáis en el lugar del Padre, si es que tenéis el esquema indicativo, ya que veréis el trabajo que está ejerciendo el Principio de Creación, junto con la creación de SU Creación, en la Olipsiefervidad, para que os percatéis de estos grandes y maravillosos conocimientos, que pone el Padre en bien de sus hijos: Si los comprendéis, os serán sublimes por la vida vuestra en la nuestra.

  Marcos 4:28 Porque de Suyo fructifica la tierra, primero hierba, luego espiga, después grano lleno en la espiga. 20  Y estos son los que fueron sembrados en buena tierra: los que oyen la palabra y la reciben, y hacen fruto, uno a treinta, otro a sesenta, y otro a ciento, cosa que demás seres encarnativos de los otros mundos hacen trabajar su inteligencia mucho mas ordenada que no la vuestra, dentro de la unión conjunta universal, que vosotros lo despreciáis con vuestro orgullo y materialismo, que es lo corruptible, y eso tiene que desvanecerse porque es de lo terreno.

  1ª Corintios 15:58 Así que, hermanos míos amados, estad firmes y constantes, creciendo en la Obra del Padre siempre, sabiendo que vuestro trabajo en el Padre no es vano, porque desde que salimos de laIesmeta, salimos de Ella con grandes enfermedades, para nuestra perfección; pues todo lo que la Madre Naturaleza nos da es bueno, pero nosotros creamos lo malo, cuando ya hemos reencarnado en cuerpo de carne, por la incomprensión que nos encontramos en la Tierra, y nos hacemos reacios a este Amor que el Padre tiene para con toda SU creación, y entonces, según la imperfección, es mayor la enfermedad, que ésta sirve de purificación, y dar mayores conocimientos a los doctorados.

  16:14 Todas vuestras cosas sean hechas con amor. 13 Velad, estad firmes en la fe; portaos varonilmente y esforzaos, porque preparados están muchos que nos comprenden, ya que otros, siendo los de Luz, nos encontramos esparcidos trabajando psíquicamente para fines pacíficos; pues cuanta más Luz de esencia tengáis en vuestra inteligencia, más claramente lo podréis precisar, porque nos dejamos ver a través de los ojos del alma, adaptables a la materia corporal, sin ninguna necesidad de instrumentos materiales, ya que los esenciales, sirven para mantener ese contacto con lo Celeste, que está en vibración constante, que hace percibir con anticipación las cosas del gran Universo, que así sucede con los humanos de otros planetas, que trabajan manifestando esa gran Inteligencia del Supremo Creador, sin esa ayuda óptica, que vosotros los terrenales necesitáis para poder ver y comprender las cosas, ya que sin ellas, no las veríais, ni las comprenderíais: por lo tanto, ¿qué es lo que os dice esto? ¿No os dice necesitamos más Luz? ¿Por qué? ¿No lo comprendéis? Pues es muy natural, ya que la materia corpórea necesita más fluidez de esencia perfeccionada, para adaptarse a lo   sumo de la perfección, que es Luz visible e invisible, y vosotros decís no haber nada, y en cambio sí se ve que existe, cuando es visto con la ayuda óptica, que precisamente se ve donde las verdaderas inteligencias trabajan las unas fluidamente, mientras que las otras, se materializan, o ya se encuentran materializadas, para su desmaterialización en su materialización de esencia, y que al llegar a este grado todo es Luz, vida e Inteligencia, por la esencia de Materia que se ha desmaterializado.

  Efesios  4:16 Del cual, todo el cuerpo compuesto y bien ligado entre sí por todas las junturas de su alimento según la operación, cada miembro conforme a su medida toma aumento de cuerpo, edificándose en Amor. 2ª Corintios 1:3 Bendito sea el Dios y Padre de Jesucristo, el Padre de Misericordias y el Dios de toda consolación, por ver EL y admirar las cosas muy distintamente, que con lo material se mira. 4 El cual nos consuela en todas nuestras tribulaciones, para que podamos también nosotros consolar a los que están en cualquier angustia, con la consolación con que nosotros somos consolados de Dios. 5 Porque de la manera que abundan en nosotros las aflicciones de Cristo, así abunda también por el mismo Cristo nuestra consolación. 6 Mas si somos atribulados, es por vuestra consolación y salud; la cual obra en el sufrir las mismas aflicciones que nosotros también padecemos: o si somos consolados, es por vuestra consolación y salud. 7 Y nuestra esperanza de vosotros es firme; estando ciertos que como sois compañeros de las aflicciones, así también lo sois de la consolación. 8 Porque, hermanos, no queremos que ignoréis de nuestra tribulación que nos fue hecha en Asia; que sobremanera fuimos cargados sobre nuestras fuerzas, de tal manera que estuviésemos en duda de la vida. 9 Mas nosotros tuvimos en nosotros mismos respuesta de muerte, para que no confiemos en nosotros mismos, sino en Dios que levanta los muertos. 10 El cual nos libró, y librará de tanta muerte; en el cual esperamos que aún nos librará, después de vuestra conflagración terrenal, que ya se está preparando para unificarse en dos bandos, que estos quedarán en uno de solo, y en este, no habrán vencidos ni vencedores, y entonces vendrá la nueva reformación, con el justo juicio de los hombres. 12 Porque nuestra gloria es esta: el testimonio de nuestra conciencia, que con simplicidad y sinceridad de Dios, no con sabiduría carnal, mas con la gracia de Dios, hemos conversado en el mundo, y muy más con vosotros. 13 Porque no os escribimos otras cosas de las que leéis, o también conocéis; y espero que aún hasta el fin las conoceréis.

  2:4 Porque por la mucha tribulación y angustia del corazón os escribí con muchas lágrimas; no para que fueseis contristados, mas para que supieseis cuanto más Amor tengo para con vosotros. 1:15 Y con esta confianza quise primero ir a vosotros, para que tuvieseis una segunda gracia, que es la del Nuevo Testamento de la Nueva Era de Amor Universal, que ya lo hemos dejado escrito, con Hechos del pasado en el presente, por ser la llamada del juicio final. 20 Porque todas las promesas de Dios, son en ÉL Sí, y en ÉL amén, por nosotros a gloria de Dios. 22 El cual también nos ha sellado, y dado la prenda del espíritu en nuestros corazones. 21 Y el que nos confirma con vosotros en Cristo, y el que nos ungió, es Dios. 2:1 Esto pues determiné para conmigo, no venir otra vez a vosotros con tristeza. 2 porque si yo os contristo, ¿quién será luego el que me alegrará sino aquel a quien yo contristare? 3 Y esto mismo os escribí, porque cuando llegare, no tenga tristeza sobre tristeza de los que me debiera gozar; confiando en vosotros todos que mi gozo, es el de todos vosotros. 4 Porque por la mucha tribulación y angustia del corazón os escribí con muchas lágrimas; no para que fueseis contristados, mas para que supieseis cuanto más Amor tengo para con vosotros. 17 Porque no somos, como muchos, mercaderes falsos de la palabra de Dios: antes con sinceridad, como de Dios, delante de Dios, hablamos en Cristo, para que surja un Mundo Nuevo o mejor, si es que vosotros, los encarnados, os sumáis a nuestras Enseñanzas que os damos: Pues no queráis ser en la Tierra uno más que el otro, porque en nosotros no existe más distinción que la del AMOR; por lo tanto el que se crea ser superior, que se ponga por debajo de su inferior, para que suba él a grandes conocimientos que el Padre tiene para con todos sus hijos: y cada uno trabaje en el lugar de más adaptación a su comprensión sienta, pero eso sí, recordando de que todos sois hermanos. ¿Mas qué importa que uno esté en un lugar u otro de su comprensión, si todos ejercen en su interior, el Amor sincero que el Padre nos encomienda para con todos?, pues por ello, todos estamos atados por un mismo fin; por lo tanto, no destruiros los unos con los otros, porque cada uno ve su verdad en donde mejor la comprende.

  1ª Corintios  11:28 Por tanto, pruébese cada uno a sí mismo, y coma así  de aquel pan, y beba de aquella copa, ya que el pan es el pacto de cumplimiento a Dios, y la copa, el dolor y el sufrimiento, que con resignación el buen servidor debe de saberlo soportar, dentro de la encomienda Divina, practicando su verdadero Amor. 30 por lo cual hay muchos enfermos y debilitados entre vosotros, y muchos duermen, y es preciso que no se duerma, y mas a estas horas que ya os estamos anunciando juicio. 29 Porque el que come y bebe indignamente, juicio come y bebe para sí, no discerniendo el cuerpo de Cristo. 31 Que si nos examinásemos a nosotros mismos, cierto no seríamos juzgados. Gálatas 1:11 Mas os hago saber, hermanos, que el Evangelio que ha sido anunciado por mí, no es según hombre.12 Pues ni yo lo recibí, ni lo aprendí de hombre, sino por revelación de Jesu-Cristo. 10 Porque, ¿persuado yo ahora a hombres o a Dios? ¿O busco de agradar a hombres? Cierto que si todavía agradara a los hombres, no sería siervo de Cristo.
Gálatas 1:6 Estoy maravillado de que tan pronto os hayáis traspasado del que os llamó a la gracia de Cristo, a otro Evangelio. 7 No que hay otro, sino que hay algunos que os inquietan y quieren pervertir el
, Evangelio de Cristo, que es este Nuevo, con los mismos capítulos y versículos del Nuevo Cristiano. 20 Y en esto que os escribo, he aquí, delante de Dios, no miento. 5 Al cual sea la gloria por siglos de siglos. Amén. 2:21 No desecho la gracia de Dios; que si por la Ley fuese la justicia, entonces por demás murió Cristo. 3:26 Porque todos sois hijos de Dios por la fe en Cristo-Jesús. 27 Porque todos los que habéis sido bautizados en Cristo, de Cristo estáis vestidos. 23 Empero antes que viniese la fe, estábamos guardados bajo la Ley, encerrados para aquella fe que había de ser descubierta, que es esta la que os damos con nuevos conocimientos, para que podáis saber entre muchas cosas, la Creación del Padre en SU Principio de Creación Iesmético, que os hará ver claramente al Principio de Creación EFERSICO, en la Creación de SU Creación Iesmética, de donde de este Principio parten las demás vitalidades, ejerciendo también sus creaciónes, para llegar a Perfección Eférsica.

  1ª de Pedro 1:4 Para una herencia incorruptible, y que no puede contaminarse ni marchitarse, reservada en los cielos, por ser vida constante que nos despierta mejores conocimientos, para que conozcamos al Supremo de la Verdadera Vida, y si esta verdad no es Vida, entonces veamos lo que es la muerte, para ver la vida mejor. Marcos 7:16 Si alguno tiene oídos para oír, oiga. 21 Porque de dentro del corazón de los hombres, salen los malos pensamientos, los adulterios, las fornicaciones, los homicidios. 22 Los hurtos, las avaricias, las maldades, el engaño, las desvergüenzas, el ojo maligno, las injurias, la soberbia, la insensatez. 23 Todas estas maldades de dentro salen, y contaminan al hombre; por lo tanto, esto muere, conforme se va entrando en la perfección del Amor al Padre, que al ir dejando la materialización, entra la vida de desmaterialización a medida del conocimiento, o por las reencarnaciones, llegando a quedar libre, de su materia corruptible llevada por la ignorancia, cada vez que ella muere, por la razón del justo comprender, al ser impulsada por la inteligencia; mirad cuando Jesús él habló a los suyos, diciéndoles en aquel tiempo,  visto en  8: 21 Y les dijo: ¿Cómo aún no entendéis? Mas hoy, ¿acaso vuestra inteligencia se encuentra igual a la de aquellos que fueron sus adeptos, para no comprenderme? 34 Y llamando a la gente con sus discípulos, les dijo: Cualquiera que quisiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, y tome su cruz, y sígame. 35 Porque el que quisiere salvar su vida, la perderá; y el que perdiere su vida por causa de Mí y del Evangelio, la salvará. 36 Porque ¿qué aprovechará al hombre si granjeare todo el mundo, y pierde su alma, que es su vida, mente o inteligencia? 37 ¿O qué recompensa dará el hombre por su alma, sino que el hacer el bien, para que pueda triunfar en darle gloria, para que pueda hallarse lo antes posible al Padre, convertida en Efer, que es, en lo máximo ya regenerada?.

  Lucas 12:56  Sabéis examinar la faz del cielo y de la Tierra; ¿cómo no reconocéis este tiempo? 57 ¿Y por qué aún de vosotros mismos no juzgáis lo que es justo? 13:3 ¿No os digo antes, si no os arrepintiereis, todos pereceréis igualmente? 5 ¿No os digo antes, si no os arrepintiereis, todos pereceréis así mismo? Mas, como vosotros podéis comprender, al hallarnos en esta época de avisos hechos por Jesús, ahora se hace la llamada del Juicio Final, para que todo ser humano se percate de Sus Enseñanzas dadas, diciendo: Amaros los unos con los otros con fe ferviente, porque el Padre todo lo tiene dispuesto para sus hijos, a que puedan contemplar las grandes maravillas de SU creación, por ser la Inteligencia Suprema que a SU Voluntad, va abriendo cada día más  amplitud Universal y trabajando armoniosamente manifestando SU Gran AMOR; por lo tanto filosofad bien todo cuanto os hacemos entrega nosotros, ya que os dará amplísimos conocimientos, que cada vez serán más prolongados, haciendo de que tengáis con este nuestro Mensaje, la admiración de su estima y riqueza en vuestro yo, que os hará comprender la dulce armonía en que obra vuestro subconsciente, despertándoos a lo que se dicen misterios, y que en verdad no lo son, porque por vosotros mismos serán todos descubiertos, al llevar la Mente del Padre cada uno en su alma.
Páginas 15 a 18