61 Aunque creas tomar contacto

 AUNQUE CREAS SER DE LOS QUE TOMAN CONTACTO CON LO DIVINO

Aunque creas ser de los que toman contacto con lo Divino con facilidad, no te fanatices que esto no te facilitará el saber y el progreso; solo el estado de tu conciencia limpio para que tu mente vea las cosas claras te beneficiará en tu progreso. Si tu mente está clara, así serán las ideas que irás recibiendo para el saber espiritual, y cuando con él cumplas, tu materia también participará por haber en las cosas de Dios Caridad y Amor y da la parte que a cada caso corresponde con Justicia, por eso, quien está con Dios está consigo propio, que quiere decir, si tu conciencia está sana tu cuerpo también lo estará, esto es matemático. Por qué dijo Jesús a Lázaro levántate y anda, y así lo hizo, pero se le dio un sentido equivocado a tal acto; Jesús no curaba los cuerpos, lo hacía con el espíritu y así sanaba el cuerpo, por eso es que a Lázaro le invitó a que dejara las cosas materiales que le absorbían: qué haces en el suelo entre suciedad, levántate y anda y sígueme lo que te enseño y sanarás, y así fue. Tú también puedes sanar el cuerpo si tienes voluntad y sanar a tu espíritu que está solo por las cosas materiales, y nada por las del espíritu, o sea, que procedes y sigues tu vida como si en ti no hubiese algo que tiene que dar cuentas de tus actos y para estos hay un control riguroso que nadie los puede falsificar.

   Yo te vengo a avisar que trabajes para sostener las necesidades del cuerpo, pero también has de hacerlo con las del espíritu, o sea trabajar para regenerarlo. Es un conjunto el hombre de espíritu, cuerpo y alma y para ellos hay que trabajar, para dar lo que a cada cual corresponde; al alma la satisfacción de las buenas obras, y al espíritu para regenerarse y al cuerpo dale su alimento para que pueda seguir prestando apoyo a esta vitalidad y pueda cumplir cada una de ellas su misión que las tres llevan la suya.

   He aquí la enseñanza que te presento, hermano, para que medites bien y después la pongas en acción, poniéndote de acuerdo, o mejor, oyendo la voz de tu conciencia, que te dice: levántate y anda, que quiere decirte, deja tanto materialismo y prejuicio y sigue las enseñanzas del Maestro que le ordenó a Lázaro, tu materia enfermará para que tu espíritu medite y corrija su vida terrestre, tampoco duradera para unos y tan larga para otros; todo depende de cómo la enfoques y según la misión que pediste.

   No te atormentes en querer coger lo que aún eres pequeño para ello. Será tu comprensión, como la fe que pongas y el cumplimiento que hagas a la Ley de Dios. Por lo cual, en ti está el que lo puedas ver realizado.
   Estas son lecciones que te voy transmitiendo para el bien del alma y cuerpo.

 SE MAS BIEN CAUTO Y MODESTO, SI QUIERES COMPRENDER LA INSPIRACIÓN QUE A TI VENGA DE UNA GRAN SABIDURIA, COMO PUEDE SER LA DE DIOS.