13 Unidad y Diversidad

  La comprensión e interrelación de estas dos definiciones, nos capacita para asumir la realidad micro-macro-cósmica, pudiendo observar una comprensión dual de los hechos, puesto que, siendo parte de la Unidad, al mismo tiempo formamos parte de la diversidad, creyendo que estamos separados los unos de los otros, y no es así a nivel interno Eterno, pero la perspectiva externa desde la diversidad, nos divide mentalmente, porque la condición del «ego» como campo gravitacional, de la «substancia», nos divide externamente dentro de la diversidad, al no visualizar la Unidad que nos une, pero no nos unifica si no trabajamos para ello.

   Por lo cual, el trabajo de visualización está, en una interrelación mental a nivel de orden interno-externo, como Unidad total, sin menoscabo de las realidades diversas, que a cada cual le toca vivir. Es decir, cumplir asumiendo los hechos de nuestra propia existencia, pero desde una perspectiva más allá de nuestra realidad pasajera, dentro de nuestro existir existente corporal. Pues no permitiendo que nuestra naturaleza divina y humana se confunda, nos ayuda a ver la Unidad por encima de la diversidad; entonces nos movemos como hijos de DIOS. Mas, cuando vemos la diversidad sin contemplar la Unidad, que es Eterna, Inmutable y Permanente, somos simplemente hombres o humanos.

   Si queremos movernos en lo Absoluto, debemos armonizarnos en nuestras palabras con la Unidad Eterna, y seguir la evolución en nuestro existir existente, puesto que el existir es eterno, pero el existir en lo existente es pasajero, por nuestro existir en lo corporal.

   Se ha dicho que, cuando lo Eterno de DIOS aparece, no se pueden ver sus raíces.__ Cuando desaparece no se pueden ver sus formas concretas.__  Tiene substancia pero no esta limitado en espacio-tiempo.__ Puede manifestarse a sí mismo y al mismo tiempo desaparecer sin formas concretas.  Por eso mismo, desde el punto de vista del DIOS Eterno (NO SER), como Unidad, no existen las distinciones de los OPUESTOS. Es la nivelación de todas las distinciones de los OPUESTOS. Es la nivelación de todas las distinciones en la Unidad.

__  La Unidad del Amor, representa lo Divino.
__  La Diversidad dentro del Amor, representa lo humano.
__ La Diversidad unificada dentro del Amor, representa lo humano en perfección hacia lo Divino. Por eso, el Universalismo de Amor Universal, incluye como factor primordial, la Convivencia con la diversidad, contemplando al mismo tiempo la Unidad en la diversidad, trabajando en la diversidad, para unidad conjunta diversa unificada, puesto que la diversidad en lo humano, al no estar unificada, en sus diversas modalidades, en cuanto a creencias y pareceres, nos exige un compromiso a través de la Cadena de Unión de Afinidades, diversas en lo social, buscando el Punto de Comprensión de Unión de unos a otros. Cosa que en lo definitivo, toda vida es Amor, ya que la Ley lo abarca todo, por salir todo de la Unidad Suprema de todas las diversidades, por SU UNIDAD diversa unificada, en las vidas de SU Vida.

  Si tuviéramos que establecer un símil de semejanza a nivel de comprensión científica, de lo que es Unidad, Diversidad, y una relación de convivencia interdependiente entre las partes que componen un todo, como es el caso del mundo en que vivimos, tendríamos que recurrir al ejemplo perfecto que nos ofrece el orden natural, de la composición del átomo, en su mutua interrelación de las partes, dándonos el símil de unidad en la diversidad, en su punto céntrico de carga positiva o Protón, en relación con la diversidad existente, que en conjunto lo conforma, como son los Electrones, como carga negativa complementaria, ejerciendo entre sí un equilibrio, gracias a lo que llamaríamos en «Convivencia de Universalismo de Amor Universal», la Unción de unión, como Punto de comprensión de Unión, establecido en el átomo como Neutrón, ya que sin este elemento, no habría acuerdo entre las partes, os sea, no habría unidad en la diversidad, no habría equilibrio entre las partes que componen el Todo.

  De ahí parte la comprensión de la aparente separatividad de lo diverso dentro de la Unidad, al no comprender que la interdependencia entre las partes, es cuestión de equilibrio conjunto. Y si en el mundo no hay equilibrio, todos salimos perjudicados. Por eso hay que saber convivir dentro de la unidad diversa, como premisa básica dentro de la libertad del espíritu, sin imposiciones, barreras ni obstáculos que impidan el progreso evolutivo de conjunto, como exponente vital de Paz.

   Dentro del Gran Universo, existe lo visible y lo invisible. ¿Qué debemos de pensar de la separación que se hace entre el Espíritu y la materia? No hay que hacer más, que poner el pensamiento en lo que es Unidad, y entonces tendremos las dos cosas, y podremos tener otras cosas más, de las que nos vendrán, por estar en nosotros todo lo que está dentro de la Unidad.

  De nada cuando se llega a la Unidad, uno puede prescindir, porque entonces le faltaría aquello que se desprende: Uno dice: No hay arriba, ni hay abajo, ni hay medio ni hay centro, pero en verdad que sí hay arriba y hay abajo, y hay centro y hay medio, porque es según en el lugar donde nosotros nos encontremos; porque si miramos para arriba ¿verdad que miramos para arriba? Si la Luna está arriba, estará arriba, pero cuando la luna está por debajo, del globo Tierra, entonces estará por debajo y habrá que hacer su órbita, por lo tanto hay arriba y hay abajo según en el lugar que estemos cada uno de nosotros situados.

   El universalismo de Amor Universal, es connatural con el UNI-verso, por ser UNI-diverso. Pero si contemplamos la UNIDAD en la diversidad, cósmicamente expresado es una macrovisión, o IDEA Cósmica como plan a realizar, expresándose por medio de Leyes equilibradoras y ordenadoras de la Vida de naturaleza, en sus aspectos cíclicos, y reflejados en el humano, como emisión y recepción de energías.
El Universalismo como opinión, según la cual DIOS da a todo ser humano su gracia para salvarse, está corroborada filosóficamente por Ley de semejanza, al dotarnos de una chispa de esencia de inteligencia como conciencia, como gracia natural, pues en lo que concierne a responsabilidad, dentro de una  mutua convivencia en unidad diversa, cada cual es responsable solamente de sí mismo, en su expresar para con los demás.

Iostako Maraltrix