4 MEDITACIÓN FILOSÓFICA

01.   LA MEDITACION, es el Arte de lo Abstracto en donde se moldea la Sabiduría de Dios en el hombre, y construye con Ella la riqueza que de EL viene para comprenderLO, cuando por SU AMOR nos Ilumina.
 02.  LA MEDITACION, es la que nos hace recibir la Sabiduría de Dios por diversos Canales, para que descubramos con Ella a la Vida Interna de la Esencia Eterna, que es a Dios manifestado de ANTIESENCIA CREADA E INCREADA.
 03.
  LA MEDITACION, es la Madre del silencio en el hombre, dándole a comprender con Ella la Sabiduría oculta que Dios predestinó al ser humano, para que en Silencio, pueda comprender lo que en su interno se halla.
 04. LA MEDITACION, recibe inquietudes Espirituales llenas de Amor, para que otros también despierten en el Amaos de unos a otros, y tal como Yo os Amo, Améis vosotros también.
 05.
 LA MEDITACION, nos lleva con Ella a que podamos ver, por mediación del Tercer Ojo, lo que es el Vacío Eterno; a simple vista no se ve: porque parece que el Vacío no quepa en la Vida del Cosmos; pero se ve; El que yo os digo, es el Interno Externo en el Gran Cosmos, que da vida a lo manifestado por SU interno Externo, haciendo ver incluso a la NADA, que es VIDA, DIOS.
 06.   LA MEDITACION, nos lleva a que veamos la Unidad de Tres Mundos Unidos en UNO, y el descubrir a Dios en ambas maneras por SU UNIDAD Diversa en SU Unidad, al Centrarnos EL a SU UNIDAD DUALISTA de TRANSFORMACIÓN TRINITARIA, o en la Fuerza Suprema Creadora de Gran Sabiduría, por ser Dios, todo UNIDAD DIVERSA UNIFICADA.
 07.   LA MEDITACION, es la que nos hace ver como se va desarrollando el Tercer Ojo, y al Rey poseedor de todas las Dimensiones, por su Dimensión y Subdimensiones en SU Dimensión, por ser Dios en el hombre, y el hombre con Dios en contacto pleno a SU AMOR.
 08.   LA MEDITACION, es movida por la Voluntad, extrayendo cada uno según a su trabajo los Dones internos, unos para explotarlos, y los otros, en ahondarse más cada día en busca de las cosas profundas de Dios, que sirven de bálsamo a la humanidad, cuando más descubre.
 09.   LA MEDITACION, es la que nos hace ver que no existe muerte, por sacar de lo imaginado vida, para que andemos con Vida de lo que estaba en muerte, o sea por descubrir.
 10.    LA MEDITACION, nos conduce al Reino de Dios, haciéndonos ver que Es semejante a una semilla, al dar al externo, lo de su interno, que lo pone de manifiesto en Anti-Principio de su principio, y con él, a Principio de Principios, por SU  Principio.
 11.  LA MEDITACION, moldea a la mente, que es el Alma, o el cuerpo Astral, en donde en él se manifiesta el Espíritu que es el conocimiento, dando la forma, de todas las formas por su forma de él en Ella. Por eso el Espíritu todo lo profundiza.
 12.  LA MEDITACION, nos conduce a través del Tercer Ojo, a que podamos ver Mundos Fabulosos llenos de Creación inmensa, para la investigación del Cosmos, tanto por los medios a nuestro alcance, como por mediación de él.
 13.  LA MEDITACION, nos llena de Conocimiento para la investigación de Dios, por ser vida de SU VIDA, para escudriñar incluso lo más profundo de EL.
 14.  LA MEDITACION, irradia tanta Luz, que no existe faro alguno que sea de más potencia que haga ver las cosas de Dios en el hombre, para con él, y a EL.
 15.  LA MEDITACION, ayuda a que el Tercer Ojo se desarrolle en forma de Bola de Luz, para cuando se tenga que dejar la materia carnal, Luzca en Luz Divina Inteligente Su Alma y Espíritu en su Unidad, manifestada de conocimiento Divino, y proseguir en Sabiduría de Dios Infinitamente con Luz Divina, El, con él.
 16.  LA MEDITACION, nos hace ver, como es la Imagen de Dios en la mente, y la forma de SU Forma en cuanto más se profundiza en lo Esotérico.
 17.    LA MEDITACION, va recogiendo Sabiduría y conocimiento diverso, dándole a cada uno según a su investigar.
 18.  LA MEDITACION, nos hace ver que Dios no es Dios de muertos, sino de vivos, porque todo vive en transformación Eterna a Infinita, y de Infinita a Eterna por EL.
 19.  LA MEDITACION, es la que nos da Luz de comprensión, y es la que nos hace ver para que meditemos y comprendamos. 
 20.  LA MEDITACION, es la que nos hace ver transformación, o más sentido del que primero hemos visto o anotado.
 21.   LA MEDITACION, Luce a través del silencio, irradiando a «la mente» a que medite, por ser Dios en «Ella», o en él.
22. LA MEDITACION, es vida y muerte, o muerte y vida continua en trasformación, dando el Sí, y el No de la Vida que existe en la MENTE del Gran Cosmos, haciendo ver lo visible e invisible, o lo invisible visible invisible, que es vida manifestada e inmanifestada manifestada, en estado consciente de Conocimiento Eterno, o Infinito.
 23.  “La meditación” en Sabiduría “de Dios”, es el arma más potente y eficaz que existe; ya que sin filo alguno destruye todos los obstáculos, conforme se abre paso para comprenderLE, pues al poner voluntad, para investigar, va reinando “en  ella” el Amor de Su mismo Amor, al recibir “de ÉL” la esencia que lo ilumina.
 24.    LA MEDITACIÓN EN SABIDURÍA DE DIOS, es también el más directo canal para descubrir la vida interna de lo creado, viéndose, conforme va en Ella percibiendo las grandes y hermosas maravillas que encierra la Naturaleza, que es la Sabiduría de Dios, al percibir de lo externo a interno para el externo, los conocimientos de creación que se van obteniendo, por ser ËL con Ella, iluminándola, dando a comprender la Sabiduría oculta que Dios predestinó para todos sus hijos.
 25.  El Silencio, es un ambiente concentrado Espiritual, que hace que de él emane de su interno los hilos sensitivos, que pueden ellos ser movidos por seres inteligentes de Luz, como impulsados por la misma fuerza Suprema del Padre, para que despierten sus hijos, en donde más a gusto perciben la influencia Espiritual
 26.  El varón o hembra que recibe de Dios las inquietudes en su interno, si no se ponen en práctica, ellas mismas conducen el lugar seguro para sus ejercicios, y ellas, sean expulsadas de internamente.
 27.    LA nada, es la vida central de transformación, o sea, el Dios inmanifestado con Espíritu y Alma, fuerza Suprema de Unidad que trabaja haciéndose visible e invisible, cuando de ella sale creación de Su Creación increada, por ser quien da la cavidad, de la vida interna a externa.
 28.   Tres son las fuerzas unidas de vida, que dan la vida de unidad dualista de transformación trinitaria, manifestando unidades, que de ellas salen LUZ DE ESENCIA DIVINA, ESENCIA DE ESENCIA DE SU MISMA ESENCIA, MENTE INTELIGENTE TRANSFORMADORA, MATERIALIZACIÓN Y DESMATERIALIZACIÓN, ESPÍRITU, VOLUNTAD, AMOR, ARMONÍA, ALMA, y MANIFESTACIÓN DE VIDA MANIFESTADA E INMANIFESTADA. 
 29.    Os doy las trece vidas, que representan cada una de ellas a mis discípulos y a mí, que no supieron comprender en aquel tiempo, como ahora, al investigar lo interno de la vida, donde de ella salen los mundos fabulosos llenos de creación infinita, para su investigación y experimentación.
 30.    La vida interna de la esencia eterna, se transforma de interna a externa, para darse vida continua infinita; como también de externa a interna se da vida eterna en su unidad dualista de esencia, al producir en su transformación, la vida de su vida que se materializa y desmaterializa para su creación manifestada e inmanifestada manifestada. De aquí viene el que yo dijera: El Reino de Dios es semejante a una semilla.
 31.   El Alma, y Espíritu, son dos cosas diferentes: El Alma, es la esencia Suprema e insuprema, por ser la vida de Dios en ella, o mente; el Espíritu, es conocimiento que poseído con la Luz del Alma, se materializa, y desmaterializa, conforme le va dando de sus conocimientos para que pase a ser igual que Ella. Por eso el espíritu todo lo escudriña, hasta lo más profundo de Dios, por ser él con Él, para EL. 
 32.    El Espíritu depurado irradia tanta Luz, que no existe faro alguno más     potente que Él, al quedar transformado en Alma a imagen y semejanza del Padre.
 33.    El ser humano lleva la imagen de Dios en su plexo solar, y por él, se percibe los conocimientos que transmite a la mente, para que investigue a su interno, y así percibir de SUS Conocimientos por ÉL.
 34.  Dios, no es Dios de muertos, porque vive todo eternamente por SU esencia, que se transforma a infinita continuamente en ÉL, y en la creación de todos sus hijos que no han llegado a SU imagen y semejanza.
 35.  El espíritu humano, una vez ha pasado a imagen y semejanza del Padre más se transforma, por el Supremo principal de transformación infinita en su espíritu.
 36.    Vida y muerte, o muerte o vida, es la misma vida que en sí se lleva; si es vida, ya no es muerte, y si es muerte, ¿qué es la vida? LA VIDA es la esencia manifestada del Padre al interno de cada uno de sus hijos, para que puedan saber que es esencia inteligentísima de Luz Divina que nunca muere, por ser vida de SU propia vida, y si esta verdad no es vida, entonces, ¿qué es la muerte? La muerte es sólo para aquel escéptico, que no cree ni con la Naturaleza.
 37.    Para que tengáis más perfección de Comprensión en vuestra mente, al leer Luz, decir mentalmente: Luz Espiritual.
 38.    No hay mejor censor  que uno mismo, cuando bien sabe que con él, está el TODO.